Todos Podemos Bailar

podemosbailar e13811682042201

El camino de la danza es un camino maravilloso, un camino que personalmente creo que todos pueden recorrer sin importar la edad, la constitución, incluso sin importar todas esas voces que nos dicen que no podemos, porque para ser sinceros, hay muchas, están por todos lados, son las voces propias y ajenas que nos dicen que no tenemos el cuerpo adecuado, que no tenemos edad suficiente, que eso no es para todos, que vamos a hacer el ridículo.

Desafortunadamente en la sociedad en la cual vivimos la danza se ha desdibujado un poco, ahora hay cierto estereotipo de lo que una bailarina debe ser, por lo general se considera que el cuerpo de una bailarina es el mismo, que si alguien se sale de los parámetros no sirve y así está el mundo de las academias rigurosas que controlan y se apropian del cuerpo de bailarina, castigándolo si no es el adecuado, minando la autoestima, quitando todo lo que la danza debe ser pero ¿acaso la danza desde tiempos remotos no le perteneció a todo el mundo? sí, todos podían bailar, era algo sagrado que estaba al alcance de todos.

El baile es una de las expresiones mas primitivas de la humanidad y yo me pregunto ¿en qué punto dejamos que nos la quitaran? ¿quién tiene la real autoridad para decir quién baila bien o quién baila mal? sí, hay técnicas las cuales por lo general las veo como una forma de hacer que el cuerpo recuerde más rápido los movimientos y no se lesione, pero más allá de eso no creo que alguien pueda simplemente descalificar a otro por su danza, es casi como descalificar a alguien por existir…

Así que cuando escucho que alguien dice que no sabe bailar o que baila mal o que no puede hacerlo yo me pregunto ¿según quién? porque no creo que el Universo nos hubiera dado este hermoso don si no pudiéramos aprovecharlo. En mi experiencia personal he visto cómo cuando uno simplemente se deja ser a sí mismo alcanza una danza sublime que está más allá de los supuestos parámetros impuestos por un montón de personas que quieren tener el control de algo que debe fluir.

Es por eso que yo siempre invito a la gente que primero se libere de esas voces externas e internas, al final es un acto de amor por uno mismo, sí, a veces puede ser difícil, para mi ha sido un largo camino pero la recompensa de escuchar el alma y transmitirla con la danza es algo que nadie le puede quitar a uno, es algo que se gana para uno mismo y que nadie puede descalificar, es bailar al compás del Universo y ya con eso, tenemos muchas cosas ganadas.

Otros artículos de tu interés:

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayude a optimizar tu visita. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Puedes aceptar o rechazar su uso siempre que lo desees. Encontrarás más información en nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar